viernes, 18 de octubre de 2013

Huerto urbano ecológico

Vivimos en una  época en la que basta con acudir al supermercado para tener al momento todo lo que necesitamos , de hecho  hay niños que piensan que los huevos aparecen por arte de magia en las hueveras del supermercado y no saben que existe un animalito llamado gallina imprescindible en el proceso.  Igual pasa con otros alimentos como la leche, las frutas, verduras.

Tomates ecológicos 
./ @stock.xchng
Antes de que llegara a nuestras vidas el “ progreso”  nuestros abuelos tenían gallinas, cerdos, vacas, conejos, huerto…  con ello eran autosuficientes  y si necesitaban algo se lo compraban a su vecino o utilizaban el trueque. Además de todo ello tenían una cosa mucho más importante, calidad de vida. Calidad de vida por el aire limpio que respiraban,  por el esfuerzo que empleaban calidad de los productos que comían. 
hasta obtener la ansiada recompensa y sobre todo por la


Gracias al “progreso”, este  que no hace mucho tiempo nos ha impedido comer ternera porque las vacas estaban locas, pollo, porque tenían gripe aviar, pescado de forma moderada por el alto nivel de mercurio, pepino porque también se sembró la duda sobre la calidad de los mismos… yo me pregunto ¿ qué podemos comer? .

Semillas ecológicas ./ @ stock.xchng
No se trata de vivir anclados en el pasado, sino que lo mejor que podemos hacer es compaginar los beneficios de la agricultura tradicional con los adelantos técnicos y tecnológicos que existen actualmente.

Lo que antes se llamaba Subsistencia ahora podemos incorporarlo a nuestras vidas como ocio. Reciba el nombre que reciba lo importante es recuperar la tradición y para ello desde Ambientum os queremos dar a conocer iniciativas de huertos urbanos, alquiler mensual de parcelas e iniciativas similares a las que si, además, le sumamos la posibilidad de trabajarlo de una manera ecológica el binomio es perfecto ¿no?.

Madrid ya cuenta con más de 30 huertos urbanos, dirigidos en la mayoría de los casos por asociaciones vecinales o culturales.  De esta manera la carga no recae sobre una única persona y es más fácil compatibilizar con la vida  cotidiana de cada uno a la par que pasas un buen rato trabajando la tierra rodeada de amigos, compartiendo experiencias, buscando soluciones para los problemas que vayan surgiendo y por supuesto disfrutando de la recogida de la cosecha. Como su propio nombre indica, estos huertos no tienen porque localizarse en la periferia de los municipios, sino que es fácil encontrarlos en solares abandonados, azoteas o terrazas del centro de grandes ciudades.

Huerta ecológica
./ @ stock.xchng

Otras  personas por el contrario  quieren una implicación más personal, llevar a cabo el proyecto por sí mismos pero con el problema de no disponer de una parcela. Todos los problemas tienen solución en esta vida y existen colectivos que alquilan parcelas mensualmente  como es el caso de cultivalia donde podemos alquilar una parcela de 30 x 35 m2 por sólo 45 euros al mes y además nos facilitan todo tipo de herramientas y materiales necesarios  para que nuestra cosecha llegue a buen puerto. Además en cultivalia tienes la oportunidad de alquilar tu propia gallina y disfrutar de huevos de los de toda la vida.


La base de ambas ideas es producir de manera ecológica, porque nos han hecho creer que no hay otra manera de hacer las cosas sino es con venenos y pesticidas que acaban incorporándose a la cadena alimentaria pero sí que la hay. Se pueden combatir plagas con remedios caseros  por ejemplo: El aceite de Neem que actúa inhibiendo el proceso de trasformación larvaria. Así mismo una solución jabonosa o una infusión de ortigas  protegera a nuestras plantas de numerosos ataques. Además parte del éxito de nuestro huerto radica en las plantas acompañantes que plantemos en él por ejemplo las plantas aromáticas nos ayudarán a prevenir plagas.

En esta página web podréis encontrar muchos más remedios para prevenir y combatir plagas, manuales que os orienten en la aventura y otra información de interés.



Esperamos haber sembrado en vosotros la inquietud  hortícola y os deseamos  que cosechéis grandes éxitos con los que llenar la nevera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario